CUANDO SE HABLA DE FÚTBOL, SIEMPRE SE HABLA DE SUDAMÉRICA: Ruud Gullit

Hizo una fugaz visita a la Casa del Fútbol Sudamericano (CONMEBOL), liderando la propuesta Holanda-Bélgica Copa Mundial 2018 ó 2022. Sin dudas fue un protagonista excluyente, con notables recursos que lo impulsaron a la consideración de todos quienes, de una u otra forma, están ligados al fútbol. Una de las estrellas más ponderadas entre las décadas del ´80 y ´90.  Ganador del Balón de Oro de Europa. Campeón de la Eurocopa en 1988 con Holanda. Bicampeón de la Copa Intercontinental con el AC Milán. De igual modo ganador de la Copa de Europa con el equipo italiano. Un recorrido formidable. En esta nota expresa sus ideas sobre el ayer y el presente….

Visitó la CONMEBOL como emblema de la candidatura de Holanda y Bélgica a los mundiales de 2018 o 2022…
“Maradona sigue siendo el mejor de la historia, jugué contra él, no vi nada igual en una cancha de fútbol”…

Dicen que todo pasado fue mejor. ¿El fútbol que lo tuvo a usted como protagonista fue mejor al presente?

Son realidades distintas. Cada época ha tenido fútbol de alto nivel y jugadores de gran calidad. El juego actual es más rápido que en el pasado. La técnica en velocidad se ha desarrollado mucho en los últimos años. En la época en que yo jugaba también se entrenaba fuerte y la disciplina táctica comenzaba a ser una parte muy importante del juego. Especialmente en mi época en el Milán, estos aspectos se trabajaban tanto como en el día de hoy. Con el Milán jugábamos un gran fútbol, pero sí miramos la calidad de un Barcelona de hoy, veremos que siempre se puede mejorar. Lo que une las filosofías futbolísticas del Milán de esa época y del Barcelona de ahora es la manera como juegan “sin el balón”. La predisposición de todo el equipo de recuperar la pelota lo antes `posible para iniciar nuevamente la ofensiva. Esa es la esencia de este Barcelona y que era también la del Milán cuando lo dirigía Arrigo Sacchi.

Holanda es considerada como referente de este deporte, a pesar de que geográficamente es un país pequeño. ¿A qué factores se pueden atribuir la excelencia de tantos jugadores?

Holanda tiene una filosofía de juego que parece única en el actual mundo del fútbol: el juego bonito, el juego ofensivo. Al mismo tiempo la escuela holandesa siempre ha tenido un gran nivel. La Federación Holandesa cuenta con más de un millón de futbolistas inscritos. Los entrenadores holandeses están altamente considerados internacionalmente. Muchos de ellos son responsables de la dirección técnica de importantes equipos y selecciones en todo el mundo. Holanda es un país futbolizado, que le gusta ganar jugando bien. En otros países lo más importante es ganar. No importa cómo, siempre que se gane se ha cumplido con el objetivo. En Holanda somos más críticos. Si se gana jugando mal, siempre habrá críticas. Es lo que nos diferencia y nos ha permitido mantener un nivel internacional, pero al mismo tiempo es nuestra debilidad cuando se trata de ganar más títulos.

[ADS]
¿Cuál es su impresión de lo que pudo observar en Argentina, Brasil y Paraguay? Cuál es su percepción ahora que conoció una parte de Sudamérica?

Cuando se habla de fútbol, siempre se habla de Sudamérica. Para mi ha sido un orgullo haber podido, aunque fuera por algunas horas, conocer las realidades del fútbol argentino, paraguayo y brasileño. A la distancia uno tiene una idea de la manera como se vive el fútbol en este continente. Tras haber visitado por primera vez ciudades importantes, haber venido a la Casa del Fútbol Sudamericano en Asunción y compartido momentos agradables en San Pablo con gente apegada al fútbol, no ha hecho más que confirmar lo que pensaba del fútbol sudamericano antes de venir.

Usted es abanderado de la intención de cobijar la Copa del Mundo en el 2018 ó 2022 en su tierra y en Bélgica. ¿ Qué lo impulsó a realizar esta tarea?

Cuando era pequeño siempre seguí los Mundiales a través de la televisión. Es mi sueño que mis hijos puedan vivir uno en vivo en nuestro propio país. Es una manera además de devolver al fútbol de mi país todo lo que me entregó durante mi época de jugador. Holanda y Bélgica son dos países que representan a las naciones “pequeñas” de la familia del fútbol mundial. En realidad son pocos los países que pueden en forma independiente organizar un evento de esta magnitud, La gran mayoría sólo puede acceder a un Mundial uniendo fuerzas con un país hermano o vecino. Esa es la opción que nosotros representamos. Y porque creo en nuestra propuesta es que he aceptado llevar la bandera de nuestra candidatura.

Ahora que asumió un desafío con sus compatriotas y vecinos belgas, ¿qué desenlace considera tendrá su misión?

¡La organización del Mundial! Esa es la misión a la cual nos hemos comprometido. Estamos conscientes de que no será fácil, pero creemos que estamos en condiciones de ofrecerle a la familia del fútbol internacional una copa de alto nivel. Un evento compacto, con una perfecta infraestructura y con todos los estadios a distancias aceptables que permitirán a los aficionados movilizarse sin problemas de una ciudad a otra. Dos países que durante su historia han demostrado ser grandes organizadores y representantes de un fútbol positivo y preocupado por el espectáculo. Queremos tener la oportunidad de invitarlos a conocer esa realidad que nos ha permitido, a pesar de ser pequeños geográficamente, participar activamente en el desarrollo de nuestro deporte: EL FÚTBOL…

Nuestro agradecimiento a la CONMEBOL y al Sr. Néstor Benítez Segovia por la presente nota…

[AUTHOR nunez]

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.